¿Qué es la Vitamina D?

Esta famosa vitamina, de la que todo el mundo habla es un micronutriente esencial para nuestra salud.

Ayuda a absorber el calcio para mantener un correcto desarrollo óseo, también es importante para el sistema nervioso, muscular e inmunitario. Su déficit puede provocar osteoporosis, osteopenia, fracturas óseas, problemas de hipertensión e incluso depresión. Y en niños puede causar raquitismo.

La principal fuente es la propia síntesis cutánea, la obtenemos a través de la exposición al sol, gracias a los rayos UVB y en menor medida a través de los alimentos (10-20%) tanto de origen animal como vegetal.



¿Qué podemos hacer en estos días de aislamiento?


Tenemos que intentar exponernos al sol entre 15 a 20 minutos al día sin protección solar evitando las horas centrales del día, ya sea desde casa con una ventana abierta, en el jardín o de camino a la compra. Es suficiente con solo exponer los brazos o las piernas, el rostro es mejor fotoprotegerlo.





Déficit de Vitamina D


El sol es una gran fuente para generar vitamina D, pero no la única. Podemos ingerir alimentos ricos en esta para suplir ese déficit. Alimentos como el huevo, el pescado azul, hígado, carne roja, aguacate, champiñones, germen de trigo o lácteos. También podemos encontrar complementos nutricionales con vitamina D.

En casos extremos de déficit, si la analítica lo requiere, el médico puede recetar un aporte de Colecalciferol (Vit D3), pero siempre bajo prescripción médica.

Aunque parezca increíble, el 84% de los españoles tenemos déficit de vitamina D, unas cifras muy superiores a otros países con menos horas de sol como Noruega. La razón es doble, por un lado enriquecen los alimentos con vitamina D y por otro las pieles claras son capaces de sintetizar mejor la vitamina D.

Ahora que dentro de unos días podremos volver a salir, recuerda la importancia de disfrutar de unas horas de sol al aire libre, pero siempre con protección solar.

46 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo