¿El acné mejora con el sol?

Actualizado: 19 abr 2020

Desmontemos el mito


Durante el verano, parece que la piel con tendencia acnéica mejora. Los granitos se secan, se unifica el tono y la piel no parece tan grasa. Pero tan sólo es una ilusión. A la que dejamos de tomar el sol... aparece el monstruo!!!


El sol tiene muchos beneficios y siempre nos han contado que tiene propiedades antiinflamatorias, antibacterianas y es secante. Entonces, ¿por qué aparecen brotes de acné después del verano?


Hay varios motivos por los que sucede: 

  • El sol deshidrata la piel y ésta reacciona produciendo más sebo.

  • La capa cornea se hace más gruesa y facilita la obstrucción de los poros. Las células de la capa cornea se queratinizan, se endurecen y dificultan la renovación celular, produciendo el comedón.

  • El sudor favorece la creación de un entorno donde prospera y se propaga la bacteria asociada al acné. (C. Acnes)

  • Al disminuir la exposición solar tras el verano, y con ella su efecto inmunosupresor, las células de Langerhans (responsables de la respuesta inmune) reaccionan de forma desmesurada intentando combatir la descompensación bacteriana provocando una sobreinflamación. 



Para evitar estos brotes tenemos que cuidar la piel durante el verano con una buena higiene diaria, hidratación a base de productos seboreguladores y no comedogénicos y, muy importante, una buena protección solar de amplio espectro adecuada al tipo de piel.


Y, después del verano, seguir con la misma rutina pero introduciendo AHA o BHA por la noche para disminuir el engrosamiento de la capa cornea.



28 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo